Renta General y Renta del Ahorro

Renta General y Renta del Ahorro

Renta del ahorro comprende las ganancias y pérdidas por la transmisión de bienes con independencia del tiempo que hayan estado en poder del contribuyente, aunque fuese inferior a un año.

Por el contrario, se excluyen los intereses satisfechos por entidades que con arreglo a la norma se consideren vinculadas al contribuyente.

Esta renta del ahorro se contrapone a la renta general, las cuales respectivamente integran la base imponible del ahorro y la base imponible general, que agrupa a todas las demás rentas.

No obstante, las rentas integradas en la base imponible del ahorro mantienen su separación dentro de la misma atendiendo a su naturaleza. Así los rendimientos de capital mobiliario se integran y compensan entre sí, y las ganancias y pérdidas patrimoniales entre ellas, sin que el posible saldo negativo resultante de la compensación en cada uno de estos grupos de renta pueda compensarse con el positivo del otro.

La evidente ventaja de la nueva regulación para rendimientos de capital mobiliario constituida por su tributación al tipo fijo del 18% presenta como contrapartidas la imposibilidad de compensación de dichos rendimientos con los demás de carácter negativo integrados en la base imponible general.

Además, el hecho de que al importe de estos rendimientos ya no cabe aplicarles reducciones para determinar la base liquidable general, con la salvedad de las reducciones por pensiones compensatorias a favor del cónyuge y las anualidades por alimentos, así como las cuotas y aportaciones a organizaciones políticas.

La desaparición de la deducción por doble imposición sobre dividendos anula en ocasiones la exención para los primeros 1.500 euros que se consideran exentos.

Contacto:

D&V Asesores
Calle Azcona 36 bajo
28028. Madrid
Tel.: 91 361 25 69

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

17 + = 20